Dinosaurios de la psiquiatría oscura

La industria de la salud mental tuvo – y tiene – su lado oscuro.

No te alarmes porque te voy a explicar cómo evitarlo, y sobretodo, cómo dar con los profesionales éticos, profesionales y sanos para ti.

Más de una persona me ha dicho que parezco exgerada o sensacionalista. Y cuando ven los hechos, cambian de opinión. Quiero que siempre tengas claro mi objetivo: seguir encontrando verdades para compartirlas contigo. Algunas son muy agradables porque te dan paz. Otras pueden asustar porque cada día producen daños irreversibles. Pero esos “sustos” han salvado a muchas personas de tomar decisiones equivocadas.

Antiguamente, en los manicomios (así los llamaban), se usaban tratamientos de lo más oscuros para tratar a sus pacientes. Cosas como inducir fiebres altas para tenerlos sedados y que no molestaran. Terapias de electroshock donde se les caían los dientes. Y otras que prefiero no mencionar porque me ponen los pelos de punta.

La mayoría de estas intervenciones forman parte del pasado.

El problema es que todavía existen muchos (demasiados) médicos que tienen una visión jurásica de la salud mental. Te dicen cosas como que tienes un “desequilibrio químico” (nadie ha probado aún esa teoría) y que sólo puede regularse con drogas psiquiátricas. Que se necesita estar toda la vida medicado para vivir sin ansiedad. Recetando psicofármacos como si fueran caramelos inofensivos. Sin decirte los posibles efectos dañinos y lo peor de todo… sin avisar del riesgo de dependencia.

Médicos con creencias y habilidades anticuadas que en muchos casos pueden destrozar vidas por mandar tratamientos que no deben.

Menos mal que existen psiquiatras conscientes que conocen la verdad. Y es con éstos con los únicos que colaboro. Personas modernas que están informadas y saben lo que hacen. Es dificil encontralas porque todavía falta mucho cambio de paradigma. Por eso escribí mis dos informes gratuitos sobre el tema:

Cómo Elegir El Mejor Tratamiento Para TU Ansiedad y La Verdad Sobre Los Medicamentos “Anti” Ansiedad.

Si no los leíste, te recomiendo que los descargues gratis ahora en http://www.RocioLacasa.com/recursos.

No te fies de cualquiera porque tenga una bata blanca. Y mucho menos de cualquier “brujillo” con terapias naturales mágicas y supuestamente inofensivas (de esto hablaremos otro día porque tiene tela).

Recuerda que necesitamos tener pensamiento crítico porque estamos ante un tema delicado. Debes saber que tú, como “paciente”, tienes el poder de informarte. Debes usar esa ventaja y yo espero poder ayudarte a beneficiarte de ella.

Eso es todo por hoy.

Te deseo lo mejor y espero algún día poder acompañarte en tu recuperación si te unes a http://www.PanicoPerdido.com/tratamiento

Rocío Lacasa